Searched For

TECNOLOGIAS PARA QUE?

Tecnología para qué. Por Miquel Bonet, profesor,abogado y autor de “Búscate la vida”.

No es porque lo diga Zigmunt Bauman, esta gran persona “pequeña”en estatura, pero inmenso sociólogo y entrañable profesor polaco de 88 años, que vive sin móbil, al tiempo que nos recuerda que estamos en un modelo de sociedad”pretaporter” en el que nada permanece el tiempo suficiente para solidificarse y ser referencia para generaciones venideras, y por tanto todo, se convierte en onírico y líquido, recordando aquellos relojes que se derraman en los estantes, de mi admirado paisano Dalí.

Para la mayoría de la gente, quizás por la excitación que producen los cambios tecnológicos, que llevan muy al dia, supongo que para huir del esfuerzo de pensar por sí mismos, pues para ellos, para este colectivo rebautizado como “cool”, antes bastaba con ser “moderno” parece que con la innovación de la tecnología , estamos evolucionando, pero ¿de verdad crees que mejoramos la vida de la gente?, creo que no, la posesión de una tablet , el Smartphone, la pantalla plana o bajarse miles APP´s, que yo sepa, no sirven, ni para para la hipoteca, ni para que te den un empleo, ni te hacen más sabio, ni valen para comunicarte mejor, por muchos SMS, que mandes, nunca comunicarás mejor, con mirar los ojos de tu interlocutor, escuchar su voz , transmitir o compartir una emoción personal.

Me temo que con toda esta borrachera de la innovación, cuya resaca se está eternizando, nos hemos dejado por el camino, muchas cosas y por ejemplo en la educación y formación que es mi campo, dar más herramientas a los alumnos, no los convierte en más listos, o sea que no funciona, ni tampoco, lo que hacemos en la universidad que es enseñarles a PENSAR, en vez de de ayudarles a COMO PENSAR, porque en el mundo laboral al que se van a enfrentar, no les van a pedir lo que saben, para eso está google, sino QUE saben hacer, con lo que saben y eso es otra cosa.
Entender la tecnología como un fin en vez de como un medio, es uno de los horribles errores, que han llevado a este país, al desperdicio de diez años(1997-2007) en los que disfrutamos de bonaza económica , acompañada por ingentes ayudas de la UE, no hubieran permtiido construir estructuras y los cimientos para mejorar nuestra economía, favoreciendo la creación de empresas, y sobre todo para hacer un proyecto educativo, más competitivo y más eficiente, a fin de que nuestros jóvenes, estuvieran mejor preparados de base, en sus valores y en su actitud, sobre todo, para asumir los retos que deberán afrontar en su vida profesional.

En vez de eso, bajo el señuelo típico de la cultura del país, que no es otro que el “pelotazo”, la ley del mínimo esfuerzo y el triunfo de las oposiciones, frente a la libertad de asumir riesgos, o trabajar para otros, pues se liberalizó el suelo público municipal, inspirando la corrupción, que todos conocemos, se protegen los bancos, en vez de limitar y controlar su desmesurado crecimiento,descuidándose los eternos problemas pendientes de la sociedad.

De que le sirve a la gente que le construyan autovías o AVES, si no tiene donde ir, porqué tanto pabellón polideportivo y tanta obra pública, que no es imprescindible, mientras hay escuelas que están en barracas; cuanto dinero tirado, y oportunidades despreciadas.

Aunque no sea frecuente, algunos tenemos cierto sentido común, sabemos que cualquier herramienta, sirve para hacer más eficiente una función, pero claro debe haber antes una función, un objetivo, una dirección o un proyecto, y por desgracia, ni siquiera hay proyecto de país, diecisiete comunidades, en los que cada uno va a la suya , sin ninguna coherencia.
Se está diciendo por ahí, de forma perversa, que nuestras últimas generaciones son las mejores preparadas ¿para qué? ¿Es que se quiere justificar un modelo educativo del que ahora se reniega? Digo yo y no sé de que les van a servir muchos títulos o masters , algunos , con dudosa rigidez académica, cuando no se ha tenido en cuenta, que necesitan y que van a pedir la empresas, cuando estos miles de jóvenes acaben sus estudios.

Y mientras tanto, nos olvidamos de la FP, de aquellas profesiones auténticas, que siguen un ciclo lógico de aprendizaje regular y que espero sigan y se mejoren , con propuestas valientes de algunas universidades, como en Lleida, de la mano de la Dra Sofia Isús, promocionando el modelo de alternancia, de Alemania o Francia, a fin de que se pueda simultanear teoría y práctica en el proceso educativo,así por lo menos , aunque nuestros ingenieros se vayan a Alemania, a desarrollar y poner en práctica lo que aquí han aprendido (pagándolo con nuestros impuestos), por lo menos tendremos buenos lampistas, mecánicos, impresores o contables.

Concluyendo, no caigamos en el pecado de la soberbia tecnológica y si realmente queremos que nuestros hijos, sean capaces de construirse un futuro entre nosotros, más vale que desde la infancia inspiremos, el espíritu emprendedor, no sólo para crear empresas, sino para que sean capaces de aprender a mirar mucho más lo que pasa a su alrededor, en vez de las “pantallitas virtuales”, provocar que tomen decisiones valientes y se equivoquen a menudo, señal de que ha intentado algo, y si seguro que si prescinden, de cuando en cuando, aunque sea para compartir las comidas con la familia, de todas lo virtual, se darán cuenta que tiene familias, si fomentamos que se levanten temprano, crearán hábitos sanos y si les enseñamos a escuchar los silencios, tendrán tiempo de pensar en sí mismos y en su proyecto de vida, quizás así conseguiremos que no huyan de nosotros ó por lo menos ,seguro que serán más felices.

Asegurando el TALENTO

Parece que la batalla por el talento, va a ser el próximo retos empresarial en la soiedad del conocimiento. Y de este tema, va a tratar mi CONFERENCIA , el próximo dia 13 , en Madrid dentro del Congreso que ha organizado en ICEA, para el sector de Seguros.

Ver Programa Congreso

El dos por ciento

El dos por ciento. Por Miquel Bonet, profesor, abogado, autor de “búscate la vida”

No sé asusten, no hablo de comisiones corruptas, sino de las cifras de paro, de un país muy cercano, sino en distancia, sí en sentimientos, me refiero a Chile, que acabo de visitar de nuevo hace unos días; obviamente las cifras asustan-al revés- y uno se contagia de sana envidia, sin poder evitar un precoz análisis, por simple deformación profesional, ya que me paso muchas semanas al año, tratando de “enseñar” o al menos acompañar a mis alumnos-los que quieren, claro-hacia el sendero que conduce a encontrar su oportunidad.

Naturalmente existen miles de excusas, algunas justificables, para no encontrar trabajo, es cierto que hay crisis, que las ofertas no son homogéneas ni sincronizan con la oferta académica, que faltan empresarios, que los salarios han bajado y también hay “otras excusas” como que , viviendo con los padres, es todo más fácil, que casi nadie pide mi”curriculum”, que no “paso” la entrevista, que “no piden de lo mío” y claro está, que madrugar en invierno cuesta más, que se han inventado las app´s, para facilitar, lo que ya se”sabe” y los MSM, para acortar palabras, sin perder el sentido y al final, parece que la culpa es de la sociedad.
Pues claro que sí!!, tenemos un paro juvenil del 54,6% (datos de fin de 2013) , al tiempo , que tenemos miles de plazas que no se cubren, por ejemplo, más de 50.000 puestos de comercial según datos de las ett´s, que son como un ángel que gestiona que mucha gente esté ocupada, aunque sea en períodos cortos.

Que está pasando?? Para mí y contrastado con mi experiencia, el tema es claro y tiene 3 componentes, como mínimo: de valores, de educación y de actitud.

Un breve repaso, nos lleva a la conclusión de que en los últimos 20 años, nos hemos cargado, gracias a políticas nefastas de nuestros gobernantes, toda la credibilidad, que inspiraba confianza a nuestros vecinos y eso lo notas, cuando viajas por ahí, pues ya nadie se cree que seamos un país honesto- ningún partido político se salva de la corrupción-, por otra parte, si se dudaba de nuestra frágil competitividad, ahora es evidente, las multinacionales han deslocalizado todo lo posible, no digamos, las buenas maneras, o la urbanidad, no hay respeto ni siquiera para los viejos, ni los maestros y ¿que me dicen de la cultura del “esfuerzo”?

Que más les puedo contar, como docente vocacional afortunado por haber podido alternar el mundo de la empresa y formación. La verdad es que, no somos capaces de inspirar la curiosidad que lleva a aprender, estudiar y practicar; encima se ha cambiado el “método” hasta 4 veces, incentivando la “mediocridad”, los conocimientos troncales, se han convertido en el pórtico de los “masters” que se han pervertido tanto, como las operadoras de teléfono, olvidando y obviando, que para ser “maestro de algo” antes, hay que ser aprendiz y tener oficio . Tratando un master como un post-gado, se pierde la esencia de su objetivo, que no debería ser otro, que mejorar la sociedad en que uno vive.

Y por último , hablando de oficios, pues hablemos de actitud o ésta disposición natural, que lleva, primero a descubrirse a uno mismo para focalizar lo que se quiere en la vida y después , estas ganas, disposición y voluntad individual que te lleva a hacerlo y que te guste.

No es que falten cincuenta mil vendedores, es que faltan millones de personas, dispuestas a entender, que vivir es venderse a uno mismo, saber escuchar, empatizar con el otro, explicarse, mostrar y convencer con el diálogo y el ejemplo, es nada menos, que la razón de un humano adulto, es casi una obligación y resulta que la gente, tiene miedo a expresarse, a pensar para argumentar y esta “pereza”, porque no es otra cosa, es el mayor obstáculo, no sólo para trabajar, sino para confiar y creer que nadie va a hacer tu vida por ti, se trata de estar atento para ver las oportunidades, hace unos días leí una frase”mientras unos lloran, otros crear una fábrica de pañuelos” éste es el tema y si quieres quejarte, peléate contigo hasta descubrir que ni los chilenos, ni los europeos, ni los chinos son mejores, simplemente aprovechan sus oportunidades.

NO BUSQUES TRABAJO

De nuevo, mi curso pionero en la Universidades del país, sobre Técnicas para encontrar trabajo, reservado a alumnos de todas loos departamentos de La Universitat de Barcelona.

CONFERENCIA INAUGURAL

Junto con mi colega Jaume, tuvimos el honor de dar la Conferencia Inaugural, sobre los roles, del Futuro Prevencionista en el Siglo XXI, en la Convención de PREVINTEGRAL, una de las empresas líderes del sector.

En Otoño, también cae la verguenza

En Otoño, caen las vergüenzas. Por Miquel Bonet, profesor, abogado, autor de “búscate la vida!”

De las misma forma que la “caída de la hoja” representa el otoño, en la vida pública, también en estos días, se quedan al aire las “vergüenzas” de todos estas instituciones y sobretodo de esta gente que dice representar al pueblo, evidenciando una vez más, mi creencia de que formamos parte de un país, que sigue sin saber lo que quiere, ni a donde va, que obvia dialogar y empatizar, limitándose a inventar nuevas prohibiciones( hasta 60.000 leyes ) sobre lo que no entiende, con todo el peso de la misma intolerancia, que expulsó hace 5 siglos a judíos y jesuitas , al tiempo que esquilmaba el nuevo mundo , aniquilando como pudo a sus legitímos moradores, regalando después sus colonias, con esta vista de “lince”de sus diplomáticos, que regalaron uno de los países más ricos de Africa (Guinea ) a un dictador, o ignoraron a todo un pueblo (Sahara), sin asegurarse como hacen otros (Francia) algunas ventajas de futuro.

Al espectáculo de la justicia, liberando presos , premiando a los responsables del “Prestige” y aplaudiendo la inquinidad de los banqueros y otros “golfos” , se suma la mala gestión, una vez más de los jeriflates de la capital de España, dejando las basuras al sol durante 11 dias, para acabar “bajándose los pantalones” ante las amenazas de un servicio que privatizaron en su día, para ahorrar, no sé qué y que acabarán pagando a costa de los ciudadanos; a ello, sumemos el espectáculo bochornoso de las administraciones autónomicas, campando cada uno a sus anchas, y resultando que el “falso” café , para todos , va desde el Nesspresso con café jamaicano, en una mesa del Ritz, al cucurucho de malta bañada en leche en polvo, de mi internado en el 57 y eso es solidaridad? Por favor!
Pero lo más grave de todo, es la absoluta dejación en materia de valores, leáse la educación, que és la que marca el comportamiento, la actitud y la dignidad de un ser humano y de un pueblo.Llevamos varios decenios, “jugando” con la educación de la gente y al final la gente se ha llegado a creer que vale tanto como el dinero que tiene, construyendo una sociedad absolutamente eqoista y deshumana.

Hace ya más de 20 años, que se renunció al saber como un valor que no puede comprarse, se criminalizó el griego y el latin , en beneficio de, tratar de aprender cosas útiles, que finalmente tampoco se aprenden(informe Pisa, sobre matemáticas y comprensión lectora)pues sí, cosas, teóricamente útiles para trabajar, que tampoco han dado resultado, porqué más de la mitad de universitarios están el paro.

La última ha sido la de los Erasmus, como fue hace unos años, la escasa pedagogía sobre Bolonia y és que una cosa es educar y otra muy distinta “aprender” ésta última requiere, motivación, conocimiento, método y práctica, claro que si todo eso, no saben o no pueden enseñarlo los pedagogos de la comunidad, que incluyen , padres, maestros y entorno, o sea la sociedad, pues al final, la juventud, sale como puede.

Si no nos esforzamos en contribuir a que la gente tenga criterio propio, como decía Alexis de Tocqueville, la sociedad caerá “en la ignorancia, la barbarie y la falta de humanidad”, justo lo que hay: Se está criando a los jóvenes, desde la sobreprotección, obviando la cultura del esfuerzo y la meritocracia, porque la mayoría de padres, viven culpabilizados, por estar demasiado ocupados en avanzar en su vidas a menudo rotas ( más de un 40 % de separaciones en parejas de 25 a 45 años) y más preocupadas por la ocupación propia y de los hijos, que por descubrir sus propias competencias y también las de los suyos , contribuyendo a que hagan aquello que saben hacer y por lo que sienten verdadera pasión, algo que nos beneficiaría a todos.

Creo firmemente, que cada sociedad es rehén de sus errores, como lo somos todos de nuestras palabras y de la misma forma que hoy pagamos todos, la crisis que generamos también “todos” sin excusa, somos responsables no eligiendo bien a nuestros políticos, no rebelándonos, ni aportando sentido común, ante una burbuja que nadie se creía, hoy como ciudadanos de un estado, pagamos el precio de la descomposición de los valores y la ilusión, de la falta de solidaridad entre pueblos y lo que es peor, de tener una generación de jóvenes, al borde del precipicio del fracaso, que incluso ignoran porqué esta sociedad no es capaz de darles trabajo, o porqué no pueden disfrutar de una vida propia, al margen de los padres, que vergüenza ¿no? pero ¿sabeis lo peor de todo?, pues, me temo que los jóvenes de esta nueva generación ni siquiera son capaces de entenderlo, porque no tienen ni conocimientos, ni la conciencia , de los que les está pasando y por desgracias, lo que no se puede resolver por via de la educación, no tiene remedio.

EXITO de S.O.S. FILIPINAS-KALIPAY

La campaña de colaboración para recaudar fondos para Filipinas, ha sido un éxito, con más de 50.000 euros recogidos. Gracias al “buen corazón” y la solidaridad de nuestros amigos y cooperantes, garantizaremos una vida digna a nuestros “niños” y aliviaremos el dolor de muchas familias que lo han perdido todo. Puedes ayudar en la Cuenta 2100 0548 11 0200304129, Kalipay España Fundación.

Y tú ¿para que compites?

Y tú ¿Para qué compites? Por Miquel Bonet, Profesor, abogado, autor de “Búscate la vida”

Para situar el contexto, me gustaría establecer antes una corta reflexión, sobre un principio básico al que denomino el sentido de “utilidad”, aunque no se aplica, probablemente por la misma razón, que se siguen utilizando patrones de educación absolutamente obsoletos, dicho esto desde mi modesto entender y con todo el respeto, pues la sociedad actual, reclama, gente que sepa hacer, mucho más, que el puro “saber” que no es poco, pero que a la vista del corrido informe PISA y de nuestra experiencia como docentes, pues eso, que a la mayoría de nuestros estudiantes de grado, tampoco les ilusiona, el puro conocimiento.

En la vida adulta y profesional, nos pagan, para solucionar problemas, claro que a simple vista la frase suena algo simple, incluso frívola, pero por mi experiencia laboral de más de 50 años , de los que los últimos 20, he estado en las dos mayores empresas del mundo en RRHH, me doy cuenta, que en estos tiempos frágiles y “liquidos” como dice mi admirado Z.Bauman, siendo todo tan fugaz , lo mejor es adaptarse y ser capaz de aportar valor a lo que sea, y eso marca una competencia.

Entendiendo como competencia, la suma de conocimientos, habilidades y prácticas, que con la debida actitud, permiten dar solución a temas, observables y evaluables , por tanto en la medida en que la aportación de valor sea más o menos decisiva, en el proceso económico , se obtiene determinado reconocimiento, o entendido en términos laborales, se permite aspirar y mantenerse en un puesto de trabajo.

El estudio de las competencias, llamadas transversales, porqué están al servicio de cualquier profesión, está de moda en los últimos años, especialmente aquellas que tiene que ver con la componente emocional de cada persona, ello es debido a que, especialmente las empresas que son las que generan riqueza, se han dado cuenta, que más allá de la formación académica o la acreditación por títulos o masters, detrás de cada trabajador hay una persona, que además de saber y pensar, también siente, por ello no es de extrañar, que la gente que posee la deseada Inteligencia Emocional, puede triunfar en el mundo actual, aunque sus conocimientos digamos que sean regulares.

Además de la Inteligencia Emocional, que se compone de tres factores individuales, como el autoconocimiento, la capacidad para gestionar las emociones, o sea el autocontrol y la necesaria auto-motivación, y otras dos facultades que tiene que ver con los demás, como la empatía y la relación social , también hay otras competencias transversales, que pueden aprenderse, como se aprende todo, o sea con un 20 % de teoría, otro 30% de método y finalmente un 50 % de práctica y no hay más.

Y estás “otras” competencias, podrían ser , la resistencia a la frustación, la capacidad de autoliderazgo y/o de compromiso responsable, la gestión del tiempo, la organización y el trabajo en equipos, la capacidad de anticipación o mejor esta intuición tan femenina, que los hombres podemos aprender, la flexibilidad, la visión de conjunto y muchas más, al gusto de cada uno, pero sobre todo : la comunicación, porqué es la esencia de todo.

Aunque a menudo, desearíamos no reconocerlo, el modelo que sigue la economía de mercado, es el de la extrema competitividad y para conseguirla, el principio debería ser “la meritocracia”, lo cierto es que , actualmente, no hay barreras porque internet es el gran mercado del mundo y precisamente ahora mismo, puedo asegurar que las mayores oportunidades laborales, que ofrece la crisis, son para estas personas, que se “salen de la fila” y quieren emprender algo, arriesgarse aunque se equivoquen, hacer las cosas de otro modo, innovar sobre la rutina y además explicarlo a los demás, aprovechándose del networking, las redes sociales y todos los medios, pero sobre todo “persistiendo” y con esfuerzo. Quizás de esta forma, cuando alguien nos pregunte . Y tú ¿paraqué compites?, puede ser que le contestemos:

Para ser mejor en lo mío, y ésta aspiración no es presuntuosa,pues si realmente te comprometes a competir por ser mejor en algo, sin duda podrás serlo, es tan obvio, como pensar que en una carrera si sales el primero, posiblemente llegues antes que los demás.

 

Curso en Oviedo

Junto a mi compañero el Profesor Jaume Llacuna, hemos impartido un Curso sobre las Nuevas Herramientas para la Formación en PRL, en el INSTITUTO ASTURIANO DE PREVENCION DE OVIEDO, donde hemos sido muy bien acogidas, muchas gracias.